Sindbad en el país del sueño, de Juan Miguel Aguilera

Sindbad en el país del sueñoA Juan Miguel Aguilera, según el agradecimiento final de Sindbad en el país del sueño, le interesaba escribir una novela de fantasía oriental. Y según la dedicatoria inicial siente admiración por Ray Harryhausen… De ahí que esta novela tenga algo de Las mil y una noches y de las películas de Simbad rodadas por el maestro de los efectos especiales. Pero se pueden encontrar más referencias en su interior. Una es a Vathek, de William Beckford, obra gótica-oriental inspirada por la primera traducción occidental de Las mil y una noches presente en el nombre de la ciudad destino de este viaje de Sindbad, y en la atmósfera de toda la narración, aunque por supuesto sin su perversidad. Beckford también usó como personaje a Eblis, trasunto de Lucifer para los musulmanes. Además está, y no es coña, La guerra de las galaxias en la batalla de las alfombras voladoras, en mi opinión subconscientemente (o quien sabe si conscientemente).

Tras la pista que encuentra en el diario de un artesano misteriosamente desaparecido, Sindbad inicia su viaje para colmar su ansia de aventuras y, cómo no, para ayudar a una mujer de escándalo. Curiosamente, y tomando como base lo “avanzado” de la ciencia del mundo árabe en la supuesta época en que se desarrolla, la novela tiene ciertos toques steampunk. Muchas de las referencias a personas reales son de científicos de la antigüedad que al no vivir en la oscura edad media europea elaboraron ideas que no verían su desarrollo hasta la modernidad (como por ejemplo la teoría de la evolución y el uso del vapor como sistema de propulsión).

Juan Miguel Aguilera liga todo lo anterior de manera sumamente hábil. Sindbad en el país del sueño tiene mucha técnica de folletín y de lo que ahora llaman novela juvenil (la novela de aventuras de toda la vida). Con un ritmo trepidante que encadena capítulos breves, muchas veces con cliffhanger final, nos traslada hasta el destino del viaje de Sindbad. Hasta ese punto su argumento podría ser el de una de las películas que vimos en el cine o en la televisión de niños con los ojos como platos (soy un viejo). Sin embargo todo cambia en cuanto entran en acción los djinn (Las mil una noches de nuevo con la historia prodigiosa de la ciudad de bronce) y su sociedad. La imaginación se desborda y se desencadena un final pirotécnico. Pese a que no lo parezca, en este libro se desarrolla completamente un mundo cerrado, con sus reglas y su mitología. El cómic, los juegos de rol, las aventuras gráficas y toda la cultura popular posterior a Harryhausen también están ahí. Los tiempos cambian y Sindbad en el país del sueño es una actualización muy válida de esta vieja historia.

Todas las descripciones de esa ambientación exótica se componen en base a enumeraciones de elementos que evocan la magia de lo «oriental», y una vez más se nota la habilidad del autor al escoger las palabras. Vemos, olemos y sentimos que estamos en un mercado árabe, en una mansión, en un barco… En definitiva, que acompañamos a Sindbad en su viaje.

Me han gustado las ilustraciones incluidas en la edición, creadas por el propio autor entiendo que con técnicas digitales. Un libro de estas características siempre debería tenerlas. Además hay que mencionar los códigos QR. Al final de cada capítulo hay uno de esos cuadraditos raros que los lees con el móvil y te llevan a una página web determinada. En los primeros capítulos funcionan como notas y te explican ciertos conceptos de interés que se utilizan en el texto. Posteriormente te dan acceso a la traducciones de Vicente Blasco Ibáñez de las historias de Sindbad el marino y de la ciudad de bronce. No he leído todos; ralentizan una lectura diseñada para ser rápida. Una vez acabado el libro sí puedes detenerte a leerlos, pero no sé… Preferiría todos estos elementos al final como si fueran un glosario digital.

En definitiva, Juan Miguel Aguilera y Fantascy nos traen una buena novela de aventuras de corte «clásico» aunque también «moderno». ¿Tendrá éxito? Es triste, pero no puedo evitar pensar que la apuesta es arriesgada.

Sindbad en el país del sueño (Random House Mondadori, Fantascy, 2014)
Rústica. 412 pp. 16.90 €
Ficha en La tercera fundación

3 comentarios en “Sindbad en el país del sueño, de Juan Miguel Aguilera

  1. No se en que otra obra hemos coincidido antes, pero desde luego recomiendo tu reseña, me ha gustado mucho.

    http://sagacomic.blogspot.com.es/2014/02/resena-sindbad-en-el-pais-del-sueno.html#more

    Eso sí, lo de los QR es normal que coincidamos. Era llegar al final de cada capítulo y sentir hasta cargo de conciencia por saltármelos. Pero con el ritmo de la novela no apetecían… Una sensación parecida me pasa con los libros con prólogos muy interesantes pero muy largos, quieres meterte en faena y te da «cosa» no leerlos.

    Gracias por comentar y un honor haber coincidido contigo en algunos puntos.

  2. Vale, fallo mío por no leer quién había «posteado» y asumir que había sido Nacho. Me refería a reseñas suyas de otros libros en los que coincidíamos pero que mucho, como me ha pasado con esta 😉

    Muchas gracias por enlazar la mía.

    Saludos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.